Villarino Escuchar artículo

Pastori analizó la "difícil situación" en las guardias médicas del sistema de salud

En medio de una problemática que viene aquejando al ámbito de los hospitales, el responsable del área en Villarino brindó un panorama sobre esta cuestión.

Ante la inquietud generada en el tema de un faltante de guardias médicas en centros de salud, el Secretario de esa repartición en el municipio de Villarino, el Dr. Claudio Pastori, se refirio a esta cuestión haciendo un analisis en una mirada que extiende la problemática a todo el país como así también los cambios de paradigmas en los profesionales de la medicina y lo que se intenta hacer para modificar una temática que el mismo galeno observa "de dificil mejora en lo inmediato".

“La problemática de las guardias y la cobertura de las mismas excede al nivel local.Post pandemia hubo una crisis en el sistema de salud de nuestro país de lo cual se ha hablado mucho en conferencias, congresos, reuniones con ministros.Pero la realidad es que la pandemia nos ha dejado bastantes consecuencias en el personal de salud que es la parte más compleja de subsanar, de conseguir y de formar.Con lo cual lo que se está viendo a nivel provincial, regional y también local es que hay grandes dificultades para conseguir profesionales que quieran cubrir las guardias médicas, sobre todo los días feriados y los fines de semana”, inició Pastori.

“Esto no es nuevo, nosotros lo estamos trabajando a este problema prácticamente desde el inicio de la gestión.Hubo un esfuerzo muy grande para sostener las guardias durante toda la pandemia, donde prácticamente no tuvimos agujeros en la cobertura de las cinco guardias del Distrito pero hoy estamos pagando en parte el esfuerzo que se hizo y hay profesionales que por una cuestión de edad, de tiempo, de jubilaciones se van alejando del sistema de guardias y cada vez se hace más complejo hacer los reemplazos de eso.Es un tema que como equipo de salud nosotros desde la Secretaria como todos los directores estamos peleando a diario y buscando conseguir, traer y sostener profesionales en el tiempo.Pero no siempre se logra y en algún momento sobre las cinco guardias que tiene Villarino funcionando las 24 Horas todo el año, podemos tener alguna dificultad como paso el fin de semana pasado que hubo un bache de unas 12 horas en el Hospital de Médanos donde teníamos un profesional de guardia pasiva si realmente ameritaba un caso de urgencia y hay un protocolo armado en el caso de que se necesite por un cuadro amarillo o rojo de urgencia de mayor severidad”, añadió el profesional.

Luego Pastori explicó la diferencia entre guardia activa y pasiva. “Una guardia activa es un profesional que esta de manera física en el hospital y una guardia pasiva es cuando se convoca al profesional en algunas situaciones y esta en la casa o en la proximidad, teniendo un tiempo para llegar.Nosotros tuvimos 12 horas sin una guardia activa en el hospital con lo cual estaban avisadas las otras cuatro guardias del Distrito que podíamos llegar a necesitar el auxilio de los profesionales de salud.Se avisa a la Región Sanitaria I y al Hospital Penna con lo cual se facilita la derivación en caso de ser necesario a esos lugares y en este caso si hay un cuadro por su gravedad que se convoque al profesional que esta de pasiva en su casa se lo llama o sino se lo cita al paciente al horario de la guardia que era a las 20 cuando volvíamos a tener profesionales para hacer la consulta si realmente no era una urgencia.Eventualmente también se puede ofrecer el traslado a la guardia más cercana que nosotros en ese momento tuvimos un solo caso con un traumatismo, un golpe que ofrecimos trasladar a Algarrobo donde había un profesional disponible para poder hacer la consulta si hacía falta”, añadió.

“Es importante decir que en la guardia hay otros profesionales no solo el médico.Estan licenciados en enfermería o enfermeras universitarias que tienen una capacitación universitaria.Hoy en Argentina esta vigente una ley que permite que haya paramédicos que es una carrera que se está estudiando, con lo cual en muchos otros países la figura del médico en la guardia no existe porque ya han pasado por ese problema.De hecho si uno mira las series más yanquis (sic) del 911 los que van en las ambulancias y están en las guardias son paramédicos no médicos.Hoy una de las herramientas que se puso en la Argentina tiene que ver con esto y con una ley que hoy permite estudiar una carrera paramédica más corta con la idea de empezar a subsanar algo de esta problemática que claramente es nacional”, sumó el funcionario.

“Esta situación afecta a todo el país en general.Hay varios estudios que se hicieron desde los ministerios viendo el diagnostico de la situación en Argentina.Hoy tenemos claro que el 80% de los profesionales médicos que se reciben están en AMBA (Área Metropolitana de Buenos Aires) y el 20% se distribuye en el resto del país con lo cual se limita mucho la figura de profesionales disponibles que tenemos.Esto hace que también tengamos una carrera muy extensa, hoy estudiar medicina son siete años de carrera prácticamente y cuatro o cinco años de especialización y eso también ha hecho que los chicos que están estudiando elijan algunas especialidades que no tienen guardias activas, como lo son la dermatología, nutrición, medicina estética y no quizá lo que nosotros teníamos antes en la cabeza que era la medicina clínica, el médico de familia, el cirujano de guardia, el pediatra que son especialidades que están siendo mucho menos elegidas y es más difícil conseguir recursos en estos lugares.De hecho el viernes y a modo de ejemplo en la cercanía ya que somos un Distrito que derivamos a los niveles de complejidad a Bahía Blanca, en esa ciudad no tenían guardia de pediatría más que en el Hospital Municipal.Lo vivimos también con las terapias intensivas en donde no hay un recambio de médicos de esa área ya que los profesionales están grandes y si no hay un recambio en los próximos cinco o seis años va a haber una dificultad para sostener las terapias en la región”, indicó.

“También pasa con las neonatologías donde escucho que se abrirá una neo nueva y si uno intenta brindar un servicio lo que tiene que pensar es en el recurso humano.Bahía Blanca tiene unos sesenta neonatólogos para cuatro guardias de ese ámbito más la de Punta Alta en el Hospital Naval y no hay más.Son los mismos que van corriendo de una guardia a otra.Eso pasa con los médicos de guardia en donde hubo varios intentos para mejorar.De hecho se retiró el pago de ganancias de las guardias para favorecer el nivel de ingresos y tentar a la gente a que pueda hacer otra guardia más pero las dificultades son varias.Hubo reuniones con el Ministro con todos los Secretarios de Salud de la Provincia, lo mismo con Decanos que manejan las carreras de medicina.Hay un equipo de gente que esta trabajando en ver como podemos hacer para subsanar este problema que se va a ir agudizando y no mejorará en el corto plazo”, se explayó el facultativo.

En ese sentido Pastori alegó que “en la pandemia nosotros empezamos a trabajar con médicos de localidades muy distantes y empezamos a ofrecer alternativas de radicación como alojamientos temporales o la posibilidad de entregar algún terreno o facilidades de pago de alguna casa para que se radique gente.Algunos profesionales se radicaron en ese momento y hoy estamos pensando en alguna otra política similar pero para dar un panorama más claro Villarino tiene viviendo dentro del Partido 32 profesionales médicos, la mayoría vive en la Zona Sur, de los cuales el 99% están contratados por el Municipio y trabajan en el.Y estos por funciones o especialidades no alcanzan a cubrir las cinco guardias que tenemos todos los días de la semana en este Partido, con lo cual vamos a buscar profesionales en Bahía Blanca, Río Colorado o Viedma dependiendo la cercanía que tengamos para traer médicos de esos lugares.De hecho estamos hablando con una pareja de profesinales de Buenos Aires, en Las Grutas con la idea de si se pueden radicar en Villarino.Esto no solamente es una oferta municipal sino que ofrecemos un empleo en la comuna sino que también sumamos una cápita de PAMI, atención de IOMA, un policonsultorio o sea armamos una propuesta para que sea más tentadora la misma para dar trabajo de mañana, de tarde.Pero más allá de esos esfuerzos y que hay que entender que son cinco guardias diarias, si hemos tenido dificultades en Médanos y las demás están cubiertas con mucho trabajo del equipo de gestión.Esto se empezará a ver en cuanto a las problemáticas porque también hay que empezar a dar vacaciones, hubo atrasos en ese sentido por los tres años de la pandemia, gente que se jubila por una cuestión de edad y hoy trabajamos con la idea de ir dando apoyo pero no podemos tener a un profesional que haga tres o cuatro guardias consecutivas que no es humano y da riesgo al error.Es una situación real en la que estamos trabajando, no solos ya que claramente hay un trabajo de los dos ministerios en Nación y Provincia para ver si podemos encontrar alguna solución que excede claramente el trámite local”, analizó.

“Asimismo hay profesionales que, por una cuestión de edad, de más de 50 o 55 años y en general en ese momento de la vida deja las guardias porque estas son demandantes y requieren un esfuerzo físico que por cuestiones que se van sumando a la edad de uno como diabetes, hipertensión o el mismo cansancio resulta inconveniente hacer guardias consecutivas, más allá de que cuando les pedimos una mano ellos nos cubren algún bache”, explicó.

Finalmente Pastori se refirió a “un cambio de paradigma”, del cual dijo que “se trata de algo que es difícil de explicar, porque uno tiene la idea de los médicos modelo o los médicos de pueblo.En mi caso estuve acá mucho tiempo haciendo ginecología y tenia el modelo del Dr. Barragán o Churín u otros médicos que uno iba a la casa y le hacia las recetas en la calle y eso hoy prácticamente no existe más en el país.Hay chicos con un cambio de paradigma en donde te dicen que trabajan de médico de lunes a viernes.Eso se vio reflejado en la reglamentación de las residencias que es nuestra forma de especializarnos”.

“Antes un médico hacia una guardia de 24 horas cada dos días en su formación y hoy el reglamento de residentes, a pedido de los profesionales jóvenes no hacen más que guardias de 12 horas no incluyendo a los fines de semana o feriados.Ese modelo rotó, cambió, no voy a hacer un juicio de valor sobre si esta bien o mal, probablemente lo que hacíamos antes era una locura ya que entrabamos a las 8 de la mañana a una guardia y salíamos el martes a esa hora para luego empezar el trabajo diario yéndonos a nuestras casas a las cinco de la tarde.Eso claramente no era sano y eso prescribió, hay otra idea que nos lleva a tener estas consecuencias.Hay que repensar y trabajar para ver cómo vamos a seguir dando soluciones a los sistemas de salud”, comentó.

“Hay una feminización de la medicina, con esto que se alargaron las carreras hoy el 80% de las matriculas y sin ser esto un juicio de valor.Hay en la mujer otro proyecto de vida que no solo tiene que ver con el trabajo, tienen otro tipo de proyección como madres, de estar con sus hijos, de no querer hacer guardias o situaciones de violencia que se dan en ese ámbito que hace que uno no quiera exponerse y sea menos tolerante a estar fuera de la casa por esas situaciones”, puntualizó al tiempo que observó que “hay una migración de médicos muy bien formados a países como Chile o España que en otro momento era un proceso inverso.Ojala eso varíe y se modifique”.

 

Comentarios
Volver arriba